martes, 29 de enero de 2013

Arreglando un armario,me aparecio este cuadrito.A
mi hija le gustaba y se lo bordé,luego las niñas crecen y estas labores se quedan en un cajón.

12 comentarios:

  1. Que me parece muy bonito para que esté en un cajón! besos

    ResponderEliminar
  2. Si pero lo que esta bien hecho, siempre esta bien echo, me alegra verte, un beso.

    ResponderEliminar
  3. Supongo que eso pasará siempre y a todas las edades. A lo mejor una temporada en el cajón le ha venido bien para volver a disfrutarlo de nuevo ahora que lo has sacado, por que está muy bien!!
    Un saludo


    ResponderEliminar
  4. Hola Pepa! Pues merece la pena, mostrar este cuadro con el trabajo que tiene! Menuda labor! Besos de Montse de lostrastosdemontse

    ResponderEliminar
  5. Pues menudo trabajon para dejarlo en el cajon, te quedo fantastico!

    ResponderEliminar
  6. A mi tambien me ha pasado eso. Tengo alguno guardado en un cajón y es una pena pues llevan ucho trabajo.
    Besitos guapa

    ResponderEliminar
  7. Hola, una pena que estas cosas tan bonitas acaben en un cajón. Te quedó precioso.
    Pásate por mi blog que te he dejado un premio.
    Besitos

    ResponderEliminar
  8. Buenas noches Pepa. Precioso el cuadro que bordaste para tus niñas y que como bien dices termina olvidados en el armario o en algún cajón. Me parece sensacional y con mucho trabajo, porque si lo miras bien no le falta detalle. Muchas gracias por la felicitación que me has dejado en el blog, te lo agradezco mucho.
    Un beso Paco

    ResponderEliminar
  9. qué cosas tan bonitas haces! yo tuve un tiempo, hace ya años, en que hice mucho punto de cruz, mucho! me enganchaba! ahora no hago nada, todo mi tiempo libre se lo lleva la cocina... Un saludo!

    ResponderEliminar
  10. Cuelgalo en algún rincón de casa un trabajo así merece que lo luzcas
    saludos
    Isa

    ResponderEliminar